Columna De Opinión: Los Heels En La Actualidad

Desde siempre, una de las cosas que todo luchador ha buscado cuando se sube al ring en una reacción en el público, y aunque la idea es que sea una asociada a su tipo ya sea face o heel, cualquier tipo de reacción sirve (aunque no siempre).

En esta oportunidad me quiero detener en los heels, aquellos que provocan odio en la fanaticada y que pueden lograr vender shows enteros por sus rivalidades.

Desde siempre han existido personajes “polémicos” que generan esta reacción, como los personajes rusos en las dÉcadas anteriores o el Sgt. Slaughter cuando apoyaba a Irak a principios de los 90, esto provocó hasta cierta manera problemas de seguridad en la celebración de un evento Wrestlemania donde hubo hasta cambios de escenario para resguardar su seguridad. Pero todo esto seguía dentro del límite de la ficción que era controlado por la entonces WWF.


Hace más de una década en el año 2004, apareció un personaje muy polémico con el nombre de Muhammad Hassan, el cual con un gimmick de árabe destacó en el roster de esa época como un buen heel, era bastante odiado lo que le auguraba un gran éxito, pero en una promo de Smackdown que después fue censurada en varios países, en medio de una rivalidad contra The Undertaker tenía que enfrentarlo, pero al llegar a la rampa se pone a rezar esto provoca la llegada de hombres con pasamontañas que masacran al Phenom.

Esta promo provocó mucho rechazo, sobre todo porque 3 días después hubo un atentado terrorista islámico en Londres, que junto a lo sucedido en el 2001 con las Torres Gemelas, removió bastante las cosas en la ciudadanía, por lo que UPN, la televisora que trasmitía Smackdown, pidió sacar al personaje y éste poco tiempo después desaparecía de la compañía, a tal grado de que Mark Copani se retira del wrestling tras esta situación una vez termina su contrato con WWE. Siempre se dijo que Hassan estaba planeado para lograr el campeonato mundial por ese tiempo, pero la mala suerte junto con el odio de la gente truncó esa carrera.


Para hablar de un luchador más conocido, el caso de The Miz es sorprendente, ya que desde que apareció en la cuarta versión de Tough Enough en el 2004 llamaba la atención, pues en la final se enfrentó a un peleador de MMA: Daniel Puder y teniendo todas las apuestas en su contra, hizo una pelea digna, aunque obviamente perdió. Pero su explosión se dio en los años posteriores, donde su personaje heel es y ha sido uno de los mejores de la WWE, llegando incluso al Main event de Wrestlemania. Su talento en las promos no se puede discutir y su más que creciente evolución en el ring lo convirtieron en uno de los pilares de Smackdown y ahora parece ir por la misma senda en Raw


Hasta el momento he destacado a personajes heel, pero en el caso de los faces?. El mejor ejemplo es John Cena, desde su turn face para Survivor Series del 2003 se convirtió en un ícono, el problema se dio cuando fue parte del draft y llegó a RAW, donde rápidamente venció a luchadores con una basta experiencia como Chris Jericho, Christian y Kurt Angle. Poco a poco se ganó el odio de una parte importante de la gente durante varios años, donde muchos fanáticos han opinado que son los peores años de la compañía, ya que el campeón sin demostrar una técnica de un nivel medio lograba derrotar o “enterrar” a luchadores talentosos. Con el paso de los años, este “sentimiento” ha ido disminuyendo notablemente, básicamente porque la calidad de su wrestling es mucho mejor, y ha dejado de ser el guerrero invencible, para eso solo hay que notar sus peleas contra CM Punk, Daniel Bryan o las mas recientes contra AJ Styles, logrando que muchos cambien su odio a respeto.


WWE y el mismo luchador en su momento jugaron con esta situación y era normal ver en cada promo a los fanáticos “peleando” ya sea con el apoyo o abucheo hacia Cena, conviertiéndolo quizás en el personaje más polémico de los últimos tiempos no por sus acciones, sino por las reacciones que provocaba.


El que sufre esta situación ahora no es otro que (el amigo de Ranataro) Roman Reigns, quien a pesar de tratar de ser el face principal de la empresa, no es reconocido por la gente. Aunque cumple con la condición de que para ser un luchador face debes haber tenido una etapa de heel, esta la hizo dentro de un grupo donde no tuvo prácticamente interacción con la gente de manera individual. A pesar de que vemos que su nivel ha mejorado en el ring y podría repetirse la situación que tuvo John Cena en su momento, esta lidiando con otro fenómeno actual… que los heels son queridos.


Tal como se mencionó en uno de los últimos podcast de OTTR, la generación actual de wrestlers en la compañía tienen un nivel muy alto, provocando que se ganen al público con sus peleas. Nombres como el mismo AJ Styles, Bray Wyatt, Rusev, Kevin Owens, el mismo Jericho hasta hace poco, incluso nombres como Braun Strowman y Baron Corbin están teniendo más adeptos día a día, ese factor está afectando a Roman Reigns, pero esto no es eterno, y junto con la experiencia que vaya ganando en el futuro debería cambiar su situación, ya que es parte del ciclo de un wrestler.


Personas como el mismo Triple H lo han dicho en varias entrevistas, que al parecer las épocas de los faces y heels está mutando hacia algo diferente, quizás ya no se puedan distinguir. Que mejor prueba que si le mostramos a una persona que veía el wrestling hace 20 años, la pelea de AJ Styles y John Cena en Royal Rumble de este año, creo que para él le sería muy difícil distinguir quien es el “bueno” y quien es el “malo”, ya sea por la técnica mostrada como por las reacciones del público.


Qué nos espera el futuro, no se sabe, esto está cambiando a algo que no se había visto antes, Jake Roberts en una entrevista que dio hace poco habla de la situación de Bray Wyatt, un luchador obviamente heel pero al momento de lograr su Campeonato Mundial el público coreaba “Te lo mereces” algo totalmente impensado antiguamente, pero ahora es de lo más normal (de hecho sucedió lo mismo el año pasado con Kevin Owens). Siempre van a haber historias muy claras de heel contra face, sobre todo si hay historias clásicas de odio, como las nacionalistas, pero es una realidad que la frontera que separa a un personaje heel o face cada vez es más delgada.

Si te gustan nuestros contenidos, apoya a OTTR en Patreon!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: